Logo Del Fuego Noticias

Mariano Memolli
Médico

Especialista en temas Antárticos. Ex Director Nacional del Antártico. Presidente de EcoAntártida.


CAMPAÑA ANTÁRTICA
Un desafío soberano para el próximo gobierno 

10/09/2019. La Próxima Campaña Antártica – La Falta de Inversión – Presupuestos en Baja – El desafío para un Nuevo Gobierno

Un desafío soberano para el próximo gobierno 

Una de las primeras acciones que enfrentará el nuevo gobierno, a partir del 10 de Diciembre de 2019, es el inicio y desarrollo de la Campaña Antártica 2019-2020. El Presidente Mauricio Macri tiene previsto el inicio de la campaña a mediados de Noviembre, antes de la asunción del nuevo gobierno.
Este objetivo de inicio de la campaña antártica en Noviembre tampoco es fácil para el actual gobierno dado que las licitaciones para las compras básicas no han sido concluidas en su totalidad. La inflación deja muy por detrás los precios de referencia establecidos en los pliegos de las licitaciones. Un escenario posible es el retiro de ofertas por parte de los proveedores ante los cambios en los precios por la inflación y el impacto por la suba del dólar.
Considerando que el presupuesto es la voluntad política de llevar adelante un objetivo estratégico como la presencia argentina en la Antártida, es relevante comenzar con un análisis presupuestario de la actividad antártica nacional. De este análisis surge evidencia de un gran recorte para la logística que incluye dos años sin asignar presupuesto a los bienes de uso junto a una caída veloz del presupuesto para la actividad científica y ambiental iniciado en estos últimos cuatro años. El impacto producido por la falta de recursos se sentirá muy fuerte en el próximo periodo de gobierno por la falta de inversión en la infraestructura edilicia y logística para sostener las políticas antárticas y el despliegue territorial.
La Política Nacional Antártica establece la prioridad para la investigación científica en el continente blanco, para su sustento hay un despliegue de seis bases permanentes y siete bases transitorias. En cada base, campamento y buque debe incluirse al menos una actividad científica o ambiental. Esa es la razón por la cual han sido fundadas y mantenidas a lo largo del tiempo. Es por estas razones que el análisis de los presupuestos y estado actual de toda la actividad antártica tiene que evaluarse de cara a una posible nueva gestión.

Logística en Base Melchior
En esta nota se estudian y comparan las asignaciones presupuestarias de los últimos periodos de gobierno de Cristina Fernández de Kirchner y de Mauricio Macri.
Para estas comparaciones se tomó el valor del dólar norteamericano en el mes de Agosto como variable, y se dividió a la asignación presupuestaria de cada año por este valor, en periodo del 2011 al 2019.
No se tomó la asignación presupuestaria de los sueldos (conocidos como inciso 1) porque no se incluye en el Programa 20 del Estado Mayor Conjunto de las FFAA aunque sí se incluye en el Ministerio de relaciones exteriores y Culto.

El monto total de cada presupuesto surgió de la suma de:
1- Bienes de Uso: Son aquellos bienes tangibles que se utilizan para desarrollar la actividad de la empresa; deben tener una vida útil estimada superior a un año y no estar destinados a la venta.
2- Servicios no Personales: son aquellos que utilizan las Instituciones Públicas para su funcionamiento en servicios de carácter institucional no personal.
3- Bienes de Consumo: son aquellos destinados a utilizarse por el consumidor final y satisfacer una necesidad determinada.

Si bien los datos sobre la disminución presupuestaria son evidentes de acuerdo a las tablas adjuntas en el ANEXO, los gráficos realizados de acuerdo a las asignaciones al Programa 20 – Actividad Antártica de cada ministerio dejarán en claro el desafío para el futuro gobierno.

Gráfico 1: Comparación entre las asignaciones presupuestarias del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto y el Ministerio de Defensa en el periodo de 2011 al 2109 inclusive. Se incluye una línea de tendencia.

Gráfico 1
En la parte superior del gráfico 1, se observa el presupuesto del Ministerio de Defensa con fluctuaciones entre los diferentes años, mientras que el presupuesto del Programa 20 destinado a la Actividad Antártica evidencia una tendencia negativa.

Para poder evaluar las diferencias en la asignación de recursos a cada ministerio y en cada periodo de gobierno, se desagregaron los presupuestos del Programa 20 del Ministerio de defensa, por un lado, y el Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto, por el otro. En ambos casos se dividen en dos periodos comprendidos en periodo 2011-2015 y periodo 2016-2019.

Gráfico 2: Evolución presupuestaria del Programa 20 para el Ministerio de Defensa
La evolución del presupuesto para la actividad antártica en el Ministerio de Defensa muestra en ambos periodos un inicio con mayor presupuesto, aunque en el año 2017 recibe la mayor asignación de ambos periodos gubernamentales, pero la caída en los años 2018 y 2019 es muy acentuada e incluye presupuesto 0 para los bienes de uso que son fundamentales para el desarrollo logístico en la Antártida.Gráfico 3: Evolución presupuestaria para el Ministerio de RREE – Programa 20

La variación en la evolución presupuestaria para el Programa 20 – Actividad Antártica de la Cancillería muestra una notoria contradicción, mientras la tendencia entre los años 2011 a 2015 marca una tendencia fuertemente positiva, la tendencia negativa del periodo 2016 a 2019 es muy acentuada y se encuentra en los niveles más bajos de todo el periodo incluidos los dos ministerios.

La campaña antártica 2019/2020 será una campaña preparada y planificada en un gobierno que tuvo altos índices de inflación, en especial durante el 2019 y que debe revertir una tendencia a la baja del presupuesto antártico desde el 2016. El estado de las bases y los medios logísticos sufren deterioros desde hace varios periodos de gobierno, con el agravante de la ausencia de inversión en el último gobierno.

La actividad vinculada con la actividad política, científica y ambiental tuvo mayor incremento en el periodo de gobierno 2011-2015 y un gran retroceso en el periodo 2016-2019, siendo este último año el de menor presupuesto absoluto.

La próxima campaña antártica estará marcada por una gran restricción de medios y posibilidades que impactará a posteriori dado que las investigaciones científicas y la producción en publicaciones se da entre un año y tres años luego de la toma de datos en el terreno.

La campaña 2020/2021 deberá recomponer el estado del despliegue logístico, científico, político y ambiental, además de restaurar la visión cultural (abandonada en el actual periodo). El esfuerzo económico y técnico será extremadamente grande y complejo evaluando el escenario económico y financiero que asumirá la próxima gestión.

La centralización de la conducción de toda la actividad antártica será un punto a instrumentar para mejorar los logros que, en otras épocas se obtuvieron con la unificación de la actividad en un misma área. La atomización demostró ser poco eficiente y con costos muy superiores. Las PyMEs nacionales contribuirán a mejorar y volver más competitiva la industria nacional en los aspectos logísticos, ambientales y científicos vinculados a la actividad antártica y de los océanos australes. Nada puede planificarse sin incluir a la industria nacional en los emprendimientos sensibles a los intereses nacionales en territorios en conflicto.

«El rol de la Provincia de Tierra del fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur es central en un nuevo proyecto para la actividad antártica. Las autoridades nacionales en su totalidad deberán residir en la provincia, al igual que el traslado de la actividad logística. Mientras que habrá una integración científica en los proyectos y una visión federal para la investigación en el Atlántico Sur. El Instituto Antártico Argentino será revalorizado y un emblema de la Argentina con proyección bicontinental utilizando a la ciencia como una herramienta de integración nacional y latinoamericana, sin excluir a otros países».

 

El rol de la provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur

La posibilidad de la creación de un ente autárquico permite obtener recursos genuinos. Con la correspondiente transparencia en un momento de crisis económico nacional que ha castigado a los sectores económicamente más vulnerables, pero que podrán verse beneficiados con el crecimiento de una gesta como la campaña antártica y la investigación en el Atlántico Sur.

En el futuro cercano la discusión central será sobre cuáles serán los proyectos científicos globales para las bases antárticas y para los espacios marinos circundantes. La investigación ambiental, con foco en el cambio climático, es otro de los puntos a incluir en el debate por su relevancia para la vida cotidiana y el futuro cercano.



MÁS OPINIONES